Miguel Ángel Gallardo, alcalde de Villanueva de la Serena, y José Luis Quintana, alcalde de Don Benito. / hoy

Los vecinos más ilustres de Don Benito y Villanueva son favorables a la unión

Aunque cada uno aporta sus matices, dombenitenses y villanovenses relevantes se muestran partidarios a fusionarse con el pueblo de al lado

J. López-Lago
J. LÓPEZ-LAGO

Es raro encontrar voces contra la anunciada fusión entre Don Benito y Villanueva, prevista para 2031 siempre que el referéndum del año que viene diga que hay al menos dos tercios de los vecinos a favor.

El municipio resultante, sin nombre decidido, sumaría 65.000 habitantes (tercero más grande de Extremadura). Varios de los extremeños más ilustres de ambas localidades solo ven ventajas, pero hay matices. Algunos se muestran «radicalmente a favor», como el exrector de la Universidad de Extremadura César Chaparro; otras, como la atleta Conchi Hidalgo, confiesa que se sentirá «rara» porque ella es muy de su pueblo, pero cree que será bueno para futuras generaciones, que es lo que opina el baloncestista José Manuel Calderón.

El presidente de Mapfre, Antonio Huertas, cree que debería haberse hecho antes, mientras que al dombenitense Manuel Casado, académico de la RAE, la palabra «fusión» no le gusta, prefiere «unión». Por su parte, el escritor Jesús Sánchez Adalid reflexiona que este es un asunto complejo que va más allá de lo administrativo. Y aunque los diez consultados se muestran favorables no hay que obviar que quienes no ven claro este proyecto, hasta el momento, prefieren no hacerlo público.

José Manuel Calderón | Baloncestista NBA y de la Selección

«Será una ventaja para las futuras generaciones»

José María Calderón. / S. Gómez

Firma: Sol Gómez

El baloncestista extremeño más laureado de todos los tiempos lo tiene claro: «Es un proyecto súper ilusionante porque en la sociedad en la que vivimos hablar de la palabra unión es ganar mucho», dice el exjugador de la NBA, donde jugó 14 temporadas en 8 equipos.

«Para ambas ciudades y para toda la región –afirma el villanovense– será algo muy importante. Realmente, no habrá esa diferenciación de si eres de Don Benito o Villanueva, por lo que para las futuras generaciones será una ventaja el que puedan nacer y crecer en un pueblo con muchas más oportunidades por lo poderoso que puede llegar a ser, más allá del nombre que lleve».

«Además –concluye el base ya retirado– , es algo que no se ha hecho improvisadamente, lleva mucho estudio detrás y los números avalan lo positivo de la unión. A partir de ahí, todo debe ser crecer en materia de educación, comunicaciones, empresas, etc. Y todo lo demás se irá viendo porque aún queda camino largo hasta 2031. Pero sobre todo, tenemos que pensar en las nuevas generaciones, para que tengan un futuro mucho mejor, que es lo realmente importante».

César Chaparro | Catedrático y exrector de la UEx

«Hay que alentar ya desde las escuelas e institutos una identidad común»

César Chaparro. / HOY

Firma: J. L. G.

El ex rector de la Universidad de Extremadura (1991-1999) es Hijo Predilecto de Don Benito, pero no pudo organizarse el acto porque irrumpió la pandemia en 2020. Catedrático emérito de latín, César Chaparro se muestra «radicalmente a favor de la unión». Esta, en su opinión, «mejorará sin duda el nivel de vida, material y culturalmente, de los ciudadanos de ambas ciudades por razones que ya se han dado».

Según dice, «se necesitará audacia, persistencia y claridad por parte de las corporaciones municipales y mucha generosidad por parte de los votantes, que han de pensar esencialmente en el futuro de las siguientes generaciones». No obstante, también ve amenazas sobre esta idea. «Lo que puede echar al traste el proyecto –decía esta semana a HOY– es el alentamiento de sentimientos, que hagan hincapié en la exclusividad de tradiciones e identidades, que excluyan al 'otro'. Por eso hay que alentar, ya desde las escuelas e institutos, un sentimiento de identidad común, y promover desde hoy actos y encuentros, de índole cultural, entre los ciudadanos de las dos ciudades».

José María Sánchez García | Arquitecto

«Puede ser un caso de estudio único»

José María Sánchez García. / HOY

Firma: J. L. G.

Este arquitecto tiene estudio en Madrid desde 2006 y en Extremadura ha dejado huella en proyectos como la rehabilitación del Templo de Diana en Mérida, el diseño de El Anillo en Guijo de Granadilla o una industria de montajes eléctricos en su localidad, Don Benito. «Estoy completamente de acuerdo con la unión entre Don Benito y Villanueva de la Serena. Como arquitecto, creo que se puede convertir en un caso de estudio único donde dos poblaciones con un centro histórico consolidado y mucha historia puedan reinventarse dando lugar a una nueva ciudad mucho más compleja e interesante. Una gran oportunidad para pensar cómo queremos que sean nuestras ciudades en el futuro», señala.

José María Vega Piqueres | Bioquímico

«Aumentará nuestra presencia en Extremadura y España»

José María Vega Piqueres. / HOY

Firma: J. L. G.

Catedrático de Bioquímica y Biología Molecular en la Universidad de Sevilla, fue nombrado Hijo Predilecto de Villanueva de la Serena en 2016. Está a favor de la unión con Don Benito por muchas razones, dice, pero que resume en dos.

«Sería asumir una realidad –apunta–. Don Benito y Villanueva hace años que caminan hacia su unión en lo que hoy es un núcleo urbano que constituye la capitalidad de las Vegas Altas del Guadiana, zona que incluye los núcleos de población de Valdivia, Entrerríos, Zurbarán, La Haba, y El Torviscal, entre otros, cuyas principales actividades comerciales son la industria manufacturera, el comercio y por encima de todo la agricultura. La construcción, desde hace tiempo, del hospital, polígonos industriales, hoteles, institutos y casas, dejan constancia de esa unidad urbana», dice.

«Por otra parte –prosigue– formalizar esta unión aumentará nuestra presencia en Extremadura y España, ya que nos constituimos en una metrópoli de 65.000 habitantes, lo que nos aportará un especial reconocimiento de las administraciones, con una importante repercusión económica, que se traducirá en incremento en los ingresos del Estado, beneficios fiscales, mejoras de infraestructuras y servicios, más actividad y revalorización del terreno».

Jesús Sánchez Adalid | Escritor

«Todo es posible si hay diálogo auténtico»

Jesús Sánchez Adalid / hoy

Firma: J. L. G.

El párroco y afamado escritor, Jesús Sánchez Adalid cree que este es un asunto complejo que excede lo administrativo.

«Los posibles beneficios de una gran población, como una verdadera capital de un amplio territorio que se extiende por las comarcas de las Vegas, la Serena, la Siberia, los Montes, las Villuercas... no son nada desdeñables. Pero la unión efectiva requiere que las poblaciones de ambas ciudades estén realmente dispuestas a asumir renuncias, compromisos y verdaderas lealtades», apunta.

«Hay que manifestar, una verdadera disponibilidad mayoritaria, y una magnanimidad que integre mentalmente el proceso. Ahí es donde veo el mayor escollo. Pero todo es posible si hay sincera intención y diálogo auténtico».

Susana Rodríguez | Presidenta de la Asociación Nacional de empresas de Frío

«Habíamos llegado al techo y faltaba este golpe de efecto»

Susana Rodríguez / HOY

Firma: Estrella Domeque

Esta empresaria es directora general en Friex, dedicada a la refrigeración que tiene la sede en Don Benito y delegaciones en toda España. Susana Rodríguez también es presidenta de la Asociación Nacional de Empresas de Frío y sus Tecnologías y se muestra favorable a la fusión anunciada el mes pasado.

«Don Benito y Villanueva van a tener una oportunidad que va a suponer un mayor crecimiento en todos los sentidos, económico y social, pues se va a convertir en un polo de atracción de emplazamiento de nuevos nichos de negocio, teniendo en cuenta que la población con respecto a la actual casi se duplica», declaró esta semana al respecto.

Según dice, «se necesitaba un golpe de efecto, pues considero que ambas poblaciones han llegado a su techo de desarrollo y esta unión es más que acertada. Las bondades de esta iniciativa son tan extraordinarias que, sin duda alguna, va a ser un potencial para el desarrollo laboral, económico y social».

Paloma Quintero | Árbitro UEFA

«El nombre de la nueva población será secundario»

Paloma Quintero / HOY

Firma: E. Domeque

Esta dombenitense es policía local, pero atleta y también árbitro observadora de la UEFA. Esto le ha hecho merecedora del Escudo de Oro de su ciudad, donde da nombre a un campo de fútbol. Dejó el arbitraje en 2014 tras más de 20 años en activo.

«Entiendo y espero –declara– que la fusión entre Don Benito y Villanueva sea positiva y efectiva, creándose con ello una ciudad que invite en primer lugar a recibir fondos y subvenciones propios de una ciudad con más de 65.000 habitantes». En segundo lugar –prosigue– espera que este proyecto «invite a la unión física de crecimiento y con ello hacernos fuertes como ciudad».

Por otro lado, opina que «el nombre de esta nueva población a la postre será secundario y que, a riesgo de conllevar algún desacuerdo por vecinos de ambas ciudades, serán mayores los beneficios», asegura.

Antonio Huertas | Mapfre

«Los alcaldes demuestran una gran altura política»

Antonio Huertas. / HOY

Firma: J. L. G.

El presidente de Mapfre nació en Villanueva y no solo está a favor de unir ambas poblaciones sino que cree que debería haberse hecho antes. «Lo que necesitamos los ciudadanos –razona– son administraciones eficaces que nos presten servicios de calidad y al menor coste posible, y la unión de los dos municipios va en esa dirección. Creo que los dos alcaldes demuestran una gran altura política planteándolo y, tal y como está diseñado el proyecto, me parece excelente y debería ser abrazado por todos mis convecinos. Los extremeños nos agrupamos en el concepto de región porque nos sentimos integrados en esa realidad común que nos hace diferentes, pero luego los vecinos de dos pueblos colindantes, en el fondo, somos muy parecidos y con intereses similares. Espero que la fusión se consiga y sea ejemplo para situaciones similares en España».

Manuel Casado Velarde | Académico

«Ningún calabazón o serón quiere dejar de ser lo que es»

Manuel Casado Velarde. / HOY

Firma: J. L. G.

Está muy vinculado la Universidad de Navarra, donde es catedrático emérito de Lengua Española, pero nació en Don Benito hace 72 años. Desde 2004 es académico correspondiente de la Real Academia Española y ello le lleva a analizar este proyecto de una manera diferente. «Vayamos por partes –apuntaba esta semana a este diario–. La palabra fusión no me gusta, porque implica la desaparición de la identidad de las entidades que se fusionan, y pienso que eso no apetece a nadie, en la medida que supone el olvido de unas tradiciones y costumbres que dibujan la personalidad de cada comunidad. Poner en sordina todo eso podría redundar en cierta sensación de desarraigo. Creo que ningún calabazón o serón quiere dejar de ser lo que es, con todas sus consecuencias». «Cosa distinta –señala– sería la unión de esas dos comunidades en una entidad superior, que, por motivos de diverso orden (económicos, de funcionamiento, etc.), puede resultar de interés. Y, claro, a la criatura resultante de esa unión habrá que llamarla de alguna forma».

«Como se trata de algo que se viene barajando desde hace tiempo, estimo que existen razones de peso para dar ese paso. Y no seré yo, tanto tiempo ausente de las Vegas del Guadiana, quien se oponga a ese proyecto», concluye.

Conchi Hidalgo | Atleta

«Se me hace raro porque soy muy de mi pueblo»

Conchi Hidalgo. / HOY

Firma: Sol Gómez

«Tengo sentimientos encontrados, porque soy muy de Villanueva, muy de mi pueblo. Por eso, pensar en la unión de ambas ciudades se me hace muy raro porque todos tenemos nuestras costumbres y vivencias de nuestro pueblo», reconoce esta atleta campeona de Europa Máster.

«Pero siendo realista –continúa– pienso que en un futuro ambas ciudades se van a enriquecer muchísimo y será una fuente de ingresos y de prosperidad para futuras generaciones».